Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web.
Si continuas navegando consideraramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de Cookies.

Cerrar

THE LARGEST SITE OF FILM MUSIC REVIEWS IN THE WORLD! 20 YEARS ON INTERNET
32.742
BANDAS SONORAS
6.881
COMPOSITORES
6.999 OPINIONES DE USUARIOS
SÍGUENOS
USUARIO
 

ÁGORA

PARTICIPA DEL ÁGORA
ARCHIVO

¿SE NECESITA MÚSICA?

03/11/2021 | Por: Conrado Xalabarder | 1 comentario
DEBATE

Uno de los aspectos que más se están celebrando del filme de Ridley Scott The Last Duel (21) es la poca cantidad de música que se emplea -en relación a la duración de la película- y especialmente la ausencia de ella en las batallas y combates. Es algo raras veces visto en el cine de aventuras, casi siempre tendente a enfatizar estos momentos de lucha, y en esta película en particular la práctica totalidad de los comentarios señalan lo acertada de la decisión y lo bien que quedan esas escenas sin música. Siendo así este logro, ¿desmerece todas las películas anteriores que la han (tenido que) emplear y condiciona las futuras?

Creo que podemos estar de acuerdo en que hay una tendencia al sobreuso de música en el cine actual, realmente innecesaria. Pero eso también sucedía -y los compositores se quejaban constantemente- en el cine clásico, el de los años treinta, cuarenta, incluso los cincuenta. En aquellas épocas había varias razones que lo explicaban: una de las principales la de compensar las limitaciones del sonido que había en películas y también en las salas de exhibición, de modo que las batallas sin música podrían ser insuficientemente contundentes o dramáticas. La música podía dar mucho énfasis y tensionar las luchas. Pero también ha servido en este tipo de escenas para explicar cosas o aportar perspectivas dramáticas, como por ejemplo posicionarse al lado de un personaje y dar indicaciones a la audiencia de sus emociones o sus motivaciones.

Ridley Scott la usó y abundantemente en las escenas de combates de Kindom of Heaven (05), tanto en la versión oficial como en la maravillosa restauración que hizo Ignacio Marqués Cuadra, que podéis ver íntegramente en el artículo Gregson-Williams regresa a los Cielos. En la mayoría de esas escenas, como podéis comprobar, había música para incorporar alguno de los temas centrales y así explicar cosas de los personajes presentes o incluso de los ausentes. Así, la música no era solo emoción sino especialmente narración.

Como he comentado en la reseña de la banda sonora de esta nueva película, las líneas musicales de The Last Duel son mínimas. Consiste sustancialmente en tres temas para cada uno de los tres protagonistas, músicas sutiles, elaboradas y tan cuidadosamente refinadas que probablemente podrían perderse en la consciencia o inconsciencia de la audiencia si tuvieran que convivir con un mar de músicas grandilocuentes y enfáticas que podrían sonar en las batallas. De los tres temas el único que tendría sentido que se empleara en las batallas sería el de Jean de Carrouges, no el de Jacques Le Gris puesto que su música no es la del guerrero sino la del lobo, ni el de Marguerite, que nada tiene que ver con las batallas de su marido. Carrouges no es precisamente un buen guerrero (¡básicamente es un perdedor!) así que no tendría mucho sentido ponerle música pues podría confundir a los espectadores. Por otra parte, la estupenda labor de los artistas de los efectos sonoros genera un entorno extraordinariamente bueno para la inmersión y hace que la música no sea realmente útil. No es nuevo, ya lo vimos en Ben-Hur (59) o en Saving Private Ryan (98) con las mismas pretensiones: porque no era necesaria y porque así se facilitaba la experiencia inmersiva.

En el duelo sí hay música, pero solo en la preparación y en el momento final, tras la lucha, siendo aquí significativa (pero que no revelaré para no hacer spoiler), pero el combate en sí no tiene tampoco música. Es cierto que es llamativo por el tipo de película, pero sería bueno, constatando lo estupendamente bien que funcionan las batallas sin música, que generara precedente si así se evita música de relleno y se da prioridad y vía libre a músicas que sean mucho más necesarias. El tiempo, y las películas, lo dirán.

Compartir en
 
Anterior
comentarios de los USUARIOS Deja un comentario
Deja un comentario
Atención Una vez publicado, el comentario no se podrá modificar. Publicar
Usuario: diego lorente
Fecha de publicación: 05.11.2021
En esto el legendario Jerry Goldsmith era todo un maestro y para demostrarlo hay están joyas como Patton o Chinatown.
Responder
Atención Una vez publicado, el comentario no se podrá modificar. Publicar