Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web.
Si continuas navegando consideraramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de Cookies.

Cerrar

THE LARGEST SITE OF FILM MUSIC REVIEWS IN THE WORLD! 17 YEARS ON INTERNET
26.709
BANDAS SONORAS
5.622
COMPOSITORES
6.070 OPINIONES DE USUARIOS
SÍGUENOS
USUARIO
 

EDITORIALES

CONÓCEME
CONSULTA ANTERIORES
ARCHIVO

UN FRACASO DE VÉRTIGO

16/11/2018 | Por: Conrado Xalabarder

Hace poco más de una semana lanzamos un sorteo para regalar entradas para los conciertos + proyección del filme Vertigo (59) y la respuesta ha sido un completo fracaso de convocatoria. ¿Por qué solo se han interesado en participar una treintena de personas? Antes de proceder con cualquier razonamiento asumo este fracaso como un fracaso propio, de MundoBSO, desde luego no de los organizadores del evento. Del mismo modo que celebramos logros y éxitos, forma parte del todo aceptar con humildad los fracasos, y este ha sido el más rotundo en los diecisiete años de existencia de la web.

A partir de esto, quiero poner encima de la mesa otras consideraciones. La noticia con el anuncio del sorteo para asistir al concierto+proyección del filme de Alfred Hitchcock con música de Bernard Herrmann ha sido leída por cerca de 1.300 personas. El vídeo promocional que lanzamos en nuestra página de FB ha sido visionado por más de 2.100, y la noticia que lo incluía ha tenido un alcance de casi 6.000 personas. Para poder participar en el sorteo bastaba con dejar algún comentario: solo dos personas lo han hecho. Solo dos, cinco veces compartido y 11 likes. Podemos escudarnos en los extraños algoritmos de Facebook, que hacen visible o invisible una noticia según les plazca (o según si pagas), pero las cifras que expongo son esas y la respuesta a esas cifras es una calamidad. También ha ido fatal en Twitter (seis comentarios, 12 retuits y 13 likes sobre un alcance de 1.500 personas) y nueve comentarios y 25 likes en Instagram, si bien en esta red social somos recién llegados y apenas tenemos seguidores.

Jamás habíamos tenido una respuesta tan mala en un sorteo. Descarto cualquier atisbo de desconfianza: como siempre, asignamos un número a los participantes, publicamos la lista y el ganador o ganadora sale de la coincidencia con el número premiado de la ONCE de un día establecido, posterior naturalmente a la confección de la lista. Descarto eso, pero lo que no descarto -y este puede ser el comienzo de una respuesta- es que si este sorteo lo hubiesen hecho webs o revistas de cine como Fotogramas, Cinemanía o medios generalistas como un periódico o una radio, la participación habría sido considerable. No me refiero a que sea así por el mucho mayor alcance de esos medios, sino a que llegaría a un público que mayoritariamente no es aficionado a la música de cine. Y aquí surge la pregunta del millón: ¿interesa este tipo de conciertos a los aficionados a la música de cine, quienes teóricamente deberían estar más interesados?

Estoy seguro que los eventos, que tendrán lugar en Madrid, Zaragoza y Barcelona, tendrán un aforo más que satisfactorio: de gente mayor y de cinéfilos. Pero me temo que la presencia del aficionado a las bandas sonoras será escasa. Si el sorteo hubiera sido de una película reciente o de un compositor de moda, la respuesta (como así ha sucedido en el pasado) habría sido muy amplia. Entonces, aquí el problema no está en MundoBSO -y sigo asumiendo como propio el fracaso- sino en que los aficionados a la música de cine están mucho menos interesados en esta clase de eventos con películas clásicas que con películas modernas. Sin ir más lejos: en Barcelona todos o casi todos los conocidos estuvieron en las (fantásticas) proyecciones de alguna de las entregas de Lord of the Rings o de E.T. The Extraterrestrial (82) pero se contaron con los dedos de una mano los que asistieron a la (fantástica) proyección de Psycho (60), que de todos modos funcionó bien en asistencia gracias al público mayor y al cinéfilo.

Si este razonamiento se ajusta a alguna verdad, habrá entonces que poner en cuarentena no pocas declaraciones de amor a la música de cine, porque esta no comienza con Hans Zimmer ni siquiera con John Williams. Al menos, los pocos que han tenido interés en participar (el plazo acaba inexorablemente este domingo) tendrán más oportunidades de asistir a un espectáculo donde escuchar una de las mejores bandas sonoras de la Historia del Cine. Y nosotros, con éxitos y con fracasos de vértigo, seguiremos intentándolo.

Compartir en
 
de 0 a 5 Editoriales de 176
Siguiente
17/05/2019 | Por: Conrado Xalabarder
En Cracovia, Alexandre Desplat ha puesto como condición para dirigir un concierto que no se proyecten imágenes de sus películas, un gesto que puede ser polémico pero que en realidad le honra.
10/05/2019 | Por: Conrado Xalabarder
Hans Zimmer y Ennio Morricone triunfan con sendas giras musicales. Pero allá donde en Zimmer se elogia la sonorización de sus espectáculos, en Morricone se evidencian fallos y problemas. ¿Por qué, si ambos eventos son bastante similares?
03/05/2019 | Por: Conrado Xalabarder
La música de cine debe poder explicarse desde el propio cine, no a través de un CD porque es terreno abonado para la confusión.
26/04/2019 | Por: Conrado Xalabarder
Hoy he podido hablar con tres directores ganadores del Goya sobre cómo entienden que es y para qué sirve la música en sus películas.
18/04/2019 | Por: Conrado Xalabarder
La película Bikes, que se estrena hoy, muestra hasta qué punto una mala mezcla sonora puede dar al traste artístico con un trabajo que ha llevado hacer mucho tiempo.
de 0 a 5 Editoriales de 176
Siguiente